El PP reclama a la Diputación que recupere el programa de turismo social para personas mayores

El actual equipo de gobierno suprimió en 2015 esta iniciativa que en 2014 benefició a 40.000 personas mayores y tuvo un impacto en el sector turístico de 20 millones de euros

El programa tiene el doble objetivo de promover el envejecimiento activo y favorecer el mantenimiento de puestos de trabajo en un sector económico que emplea a más de 100.000 personas en la provincia de Valencia

 La portavoz del Partido Popular en la Diputación de Valencia, Mari Carmen Contelles, ha avanzado que su formación va a presentar una moción en el próximo pleno de la corporación provincial para instar al equipo de gobierno a recuperar, apoyar y dotar de partida presupuestaria para el ejercicio 2018 el programa provincial por el Empleo Hotelero y el Turismo Social.

Mari Carmen Contelles ha explicado que este programa fue creado en 2013 con el doble objetivo de, por una parte, promover el envejecimiento activo a través de un programa de vacaciones sociales destinadas a 30.000 personas mayores, con la finalidad de facilitar la incorporación de este colectivo a las corrientes turísticas; y por otra promover la generación y el mantenimiento del empleo en el sector turístico de la provincia de Valencia, que ocupa, de manera directa e indirecta, a más de cien mil personas en nuestra provincia.

Sin embargo, el actual gobierno provincial decidió suprimir esta iniciativa en 2015 a pesar de existir numerosas peticiones por parte de usuarios y de los distintos colectivos implicados.

Inicialmente, el Programa Provincial por el Empleo Hotelero y el Turismo Social estaba dotado presupuestariamente con una cantidad máxima de 3 millones de euros. Pero la excelente aceptación que tuvo y el elevado número de personas que solicitaron participar en las rutas programadas, obligó a incrementar el presupuesto en 1 millón de euros en 2014 para poder llevar a cabo la programación.

De este modo, 40.000 mayores de la provincia pudieron disfrutar de esta oferta turística, que incluía siete rutas que se desarrollaban en las comarcas de Valle de Ayora-Cofrentes, Requena-Utiel, La Costera, El Camp de Morvedre, Costa Valencia-Cullera, La Safor y Valencia L’Horta.

Según el propio sector turístico, esta iniciativa que involucraba a una veintena de hoteles y doscientas agencias de viajes tuvo un impacto económico de 20 millones de euros, generando y estabilizando el empleo en épocas de temporada baja donde la demanda de los servicios turísticos disminuye considerablemente.

Asimismo, se consigue un valioso beneficio social pues permite que un sector poblacional tan importante como es el de las personas mayores, que ha tenido que ser el soporte económico de muchas familias realizando grandes esfuerzos, pueda disfrutar, a un precio muy asequible, de unos días de descanso conociendo nuestra provincia.

No hay comentarios

Dejar respuesta

catorce − 5 =