La Policía Nacional pone en marcha nuevos mecanismos para investigar la presencia de sectas en España

  •  Los especialistas han habilitado el correo electrónico sectasdestructivas@policia.es para que cualquier ciudadano pueda comunicar hechos relacionados garantizando, en todo momento, el anonimato y la confidencialidad
  •  En la última operación desarrollada fueron detenidos los nueve integrantes de una presunta secta destructiva que, asentada en la provincia de Castellón, estaba dirigida por un líder autoritario y carismático autodenominado como “enviado de Dios”
  • La secta conformaba una comunidad hermética y aislada dónde las presuntas víctimas tenían limitada o anulada la capacidad crítica y la voluntad.

La Policía Nacional ha puesto en marcha un nuevo mecanismo para investigar la presencia de sectas en España a través del correo sectasdestructivas@policia.es que, analizado por especialistas de la Comisaría General de Información, se constituye en un canal donde cualquier ciudadano pueda comunicar hechos relacionados garantizando, en todo momento, el anonimato y la confidencialidad.  

En la última operación desarrollada, los agentes especializados han detenido a nueve integrantes de una secta destructiva que, ubicada en la provincia de Castellón, estaba liderada por una persona autodenominada “enviado de Dios”. A los arrestados se les imputa su presunta participación en los delitos de pertenencia a grupo criminal, delitos contra la libertad e indemnidad sexual y delitos patrimoniales, entre otros.

Secta liderada por un “enviado de Dios”

La investigación se inició el pasado año cuando la Policía Nacional tuvo conocimiento de la existencia de una comunidad aislada y hermética donde, presuntamente, con pretextos esotéricos y sanatorios, se estaban cometiendo distintos delitos y cuyas víctimas tenían limitada o anulada la capacidad crítica y la voluntad.

El líder, autodenominado “enviado de Dios” y con un carácter autoritario y carismático, ejercía técnicas de persuasión coercitiva sobre sus seguidores desde una posición de superioridad y utilizando el engaño, llegando a anular su voluntad. A tal efecto, conseguía mantener unos privilegios para él y para su familia, tanto económicos como sociales. A pesar de su actual estado de salud, el líder continuaba desempeñando su rol en la secta.

Comisión de numerosos delitos sexuales y reuniones nocturnas denominada “escuelas”

La comunidad, que se habría establecido hace aproximadamente 30 años supuestamente bajo fines humanitarios y sociales como una hermandad de amigos, se fue transformando, poco a poco, en un grupo de carácter hermético y aislado, difícil de abandonar, llegando a ser el único entorno conocido para algunos de sus integrantes, y en cuyo seno se llevaban a cabo también actividades constitutivas de delitos sexuales.

El líder de la secta destructiva presuntamente sometía a los miembros de la comunidad a extenuantes jornadas de trabajo dentro y fuera de la misma, además de solicitar que realizaran aportaciones económicas bajo supuestos fines altruistas, desviando ese dinero para aumentar su patrimonio familiar.

Nueve detenidos, tres de ellos en prisión

Esta compleja operación fue ejecutada el pasado martes 15 de forma conjunta por la Comisaría General de Información, Comisaría General de Policía Judicial (Unidad de Atención a la Familia y Mujer Central-UFAM) y la Brigada Provincial de Información de Castellón, bajo la Instrucción del Juzgado de Instrucción número 6 de Castellón de la Plana.

Además de las detenciones, los agentes practicaron de forma simultánea los registros de una amplia finca donde residían y un domicilio. Fruto de estos se han intervenido 103 relojes de alta gama y 15.000 euros al líder de la secta, así como diverso material pseudo religioso y esotérico y documentos sobre el funcionamiento de la secta.

Tras la puesta a disposición judicial de los detenidos, la titular del Juzgado de Instrucción número 6 de Castellón de la Plana decretó el ingreso en prisión del líder de la organización y de dos de sus colaboradores.

No hay comentarios

Dejar respuesta

veinte − 8 =